Estudiantes del programa PizzaByte Robotics y Volvo Car Panamá están unidos para llevar luz a hogares vulnerables por medio de energía solar

Estudiantes del programa PizzaByte Robotics y Volvo Car Panamá están unidos para llevar luz a hogares vulnerables por medio de energía solar

person access_timeMay 27, 2024 show_chart456 Vistas chatComentarios

A una hora en auto desde Panamá, un grupo de adolescentes acudió hasta Sardinilla, provincia de Colón, para instalar un panel solar y proveer electricidad a una familia conformada por 5 integrantes: dos adultos, un adulto mayor, y dos niños que batallan su jornada diaria con la carencia de los servicios básicos.

El grupo de jóvenes es parte del programa PizzaByte Robotics, que junto a Volvo Car Panamá, van por la cuarta instalación de electricidad en hogares, además de renovar el laboratorio informático de la escuela primaria Daniel Centeno Villarreal.

Según Esteban, estudiante de secundaria, líder del proyecto que inició en 2022 junto a dos amigos, “el programa fue creado por jóvenes para jóvenes, sin propósito de lucro y con el conocimiento STEAM (Science, Technology, Engineering and Mathematics) para los niños de Panamá”.

Para Carlos Dávila, Gerente General de Volvo Car Panamá y mentor del equipo de PizzaByte Robotics, de esta manera encontraron la forma de unir la labor social de los jóvenes, la tecnología y la sostenibilidad, instalando paneles solares en áreas de bajos recursos.

Una de las grandes metas de la compañía sueca es la sostenibilidad. “El planeta está sufriendo y Volvo Car Panamá está muy comprometido con la sostenibilidad, a cuenta de ello todos nuestros productos hoy día tienen tecnología de electrificación, tenemos autos 100% eléctricos y el resto de la gama son autos híbridos, eso significa que estamos dejando la combustión para no afectar al planeta. Para 2030 todos los autos de Volvo serán eléctricos”, agregó.

Con la casa proveída de electricidad, la señora Inés Salas de 39 años, se siente agradecida: “con el foco encendido en la salita, Josmar de 8 años ya no tendrá que usar una linterna para hacer la tarea escolar”.

Y la abuela tendrá menos dificultad. Y de toda la labor social ¿cuál es el momento que más le gusta a los jóvenes instaladores? “Aparte de hacer pequeños cambios favoreciendo a los niños, el ser una inspiración para que otras escuelas también instalen paneles y pongan su granito de arena”, recalca Esteban, quien cursa 11a grado.

El anhelo es que los jóvenes puedan ser personas de valor a futuro y dejen su huella para que el proyecto siga creciendo. “Queremos que más jóvenes se unan y sigan trabajando por Panamá”, concluyó Dávila.



Quantcast